November 2

Los 4 patrones antes de la separación

Los cuatro patrones antes de la separación:

crítica, desprecio, actitud defensiva y evasión

Si eres capaz de identificar los cuatro patrones antes de la separación en vuestras discusiones, ya estarás dando un gran paso para eliminarlos y así poder reemplazarlos por patrones de comunicación saludables y productivos.

1.- Crítica

El primer patrón es la crítica. Criticar a tu pareja es diferente a ofrecer una crítica o expresar una queja. Los dos últimos tratan de cuestiones específicas que nada tienen que ver con la personalidad de la persona, mientras que el primero es un ataque contra su carácter. Como si el problema no fuese el comportamiento, sino la persona, ya que la etiqueta con ese defecto, de tal forma que se transmite que el problema es su forma de ser.

Es importante aprender la diferencia entre expresar una queja y una crítica:

  • Queja: "Me asusté cuando llegaste tarde y no me llamaste. Pensé que habíamos acordado que me llamarías en caso de llegar tarde".
  • Crítica: “Nunca piensas en los demás, eres una egocéntrica. No creo que seas tan olvidadiza, simplemente eres egoísta. ¡Nunca piensas en mí! "

Si descubres que tu pareja y tú se critican mutuamente, no asumas que tu relación está condenada al fracaso. El problema con la crítica es que, cuando se vuelve algo permanente, propicia la aparición de los otros patrones antes de la separación, que son aún más letales. La crítica hace que la víctima se sienta agredida, rechazada y herida, y a menudo hace que el agresor y la víctima caigan en una escalada en el que el primer patrón reaparece cada vez con mayor frecuencia e intensidad, lo que finalmente conduce al desprecio.

2.- Desprecio

El segundo patrón antes de la separación es el desprecio. Cuando alguien se comunica en este estado, saca lo peor de sí mismo/a: trata a los demás con faltas de respeto, utiliza el sarcasmo, hace burlas, insulta, o lo/a imita con tal de irritar a la contraparte... El objetivo del desprecio es que se sienta despreciado y sin valor.

El desprecio va aún más allá de la crítica. Mientras que la crítica ataca el carácter de la persona, el desprecio asume una posición de superioridad moral sobre ella: 

"¿Estás cansado? He estado con los niños todo el día, corriendo como una loca para mantener esta casa en funcionamiento y todo lo que haces cuando llegas a casa del trabajo es tumbarte en ese sofá como un niño patético que juega a los videojuegos.”

Las investigaciones incluso muestran que las parejas que se desprecian entre sí tienen más probabilidades de sufrir enfermedades infecciosas (resfriados, gripe, etc.) que otras, debido a un sistema inmunológico que se debilita ostensiblemente ante el ecosistema que genera el desprecio. Este es alimentado por pensamientos negativos de larga duración sobre la pareja, el cual llega a un punto crítico cuando el perpetrador ataca al acusado desde una posición de relativa superioridad. 

Por algo resulta que este patrón es el mayor predictor de la separación de los cuatro, el cual debe ser eliminado aunque solo sea por una cuestión de salud.

3.- Actitud defensiva

El tercer patrón es la actitud defensiva, que resulta ser una respuesta natural e instintiva ante las críticas. Todos hemos estado a la defensiva en algún momento, y este patrón es casi omnipresente cuando las relaciones se estancan. Cuando alguien se siente acusado, se siente acorralado, y busca una forma desesperada de salir porque no sabe lidiar con esa situación, y le resulta más fácil salir por la tangente para que la pareja retroceda en sus críticas. 

Desafortunadamente, esta estrategia casi nunca tiene éxito. Las excusas solo le dicen a tu compañero/a que no te tomas en serio sus preocupaciones, y que no te haces responsables de tus errores. Por ejemplo:

Pregunta "¿Llamaste a Betty y Ralph para hacerles saber que no iremos esta noche como prometiste esta mañana?"

Respuesta defensiva: “Hoy estaba demasiado ocupado. De hecho, sabes lo ocupada que estaba mi agenda. ¿Por qué no lo hiciste tú?"

En el ejemplo del párrafo anterior no solo responde a la defensiva, sino que revierte la culpa a su pareja en un intento de que sea culpa suya. En cambio, una respuesta no defensiva puede expresar aceptación de responsabilidad, admisión de culpa y comprensión de la perspectiva de su pareja. Algo así como:

“Ups, lo olvidé. Debería haberte pedido esta mañana que lo hicieras porque sabía que mi día estaría lleno. Es culpa mía. Déjame llamarlos ahora mismo".

Con esa respuesta, no hay forma de que la discusión siga escalando, porque las posturas están claras y lo único que se puede hacer es buscar soluciones en vez de acusaciones.

4.- Evasión o técnica del cerrojo

El cuarto patrón es la técnica del cerrojo, que suele ser una respuesta al desprecio. Es un bloqueo que se produce cuando el oyente se retira de la interacción cuando percibe que está siendo molestado, por lo que decide dejar de responder a su pareja o simplemente evitarla. En lugar de confrontar los problemas, las personas que se bloquean pueden realizar maniobras evasivas como alejarse, hacer como que están ocupados, o apalancarse en cualquier tipo de distracción que tenga a su alcance.

Se necesita tiempo para que la negatividad creada por los primeros tres patrones antes de la separación se vuelvan lo suficientemente abrumadores como para que la evasión se convierta en una "salida" comprensible, pero cuando lo hace, con frecuencia se convierte en un mal hábito. 

El resultado de sentirse saturado o agobiado/a fisiológicamente, es que ni siquiera se puede discutir las cosas de manera racional. Si sientes que te estás enfadando por un conflicto, detén la discusión, y pídele a tu pareja un descanso:

"Me siento demasiado enojado para seguir hablando de esto. ¿Podemos tomarnos un descanso y volver en un momento? Será más fácil solucionar esto después de que me haya calmado".

Luego de tomarte 20 minutos para hacer algo a solas que te tranquilice: leer un libro o una revista, dar un paseo, salir a correr. Simplemente haz cualquier cosa que te ayude a dejar de sentirte abrumado, y luego vuelve a la conversación una vez que te sientas preparado.

Ponte en contacto conmigo dime que opinas sobre este artículo.


Tags

crítica, desamor, desprecio, divorcio, indiferencia, matrimonios tóxicos, patrones antes del divorcio, rechazo, relación tóxica, relaciones amorosas, terapia de parejas


También te gustaría...

El termostato del amor

El termostato del amor

Leave a Reply

Your email address will not be published.

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

No te pierdas ningún artículo

Suscríbete a nuestra newsletter para recibir toda nuestra información + noticias especiales